¿Por qué debemos evitar el 'Beso blanco'? | Impacto!

¿Por qué debemos evitar el ‘Beso blanco’?

¿Por qué debemos evitar el ‘Beso blanco’?

La práctica sexual con la que muchos fantasean y ponen en riesgo su salud.

Múltiples expertos aseguran que hacerlo tiene riesgos similares a los de tener relaciones sin protección alguna.

Durante mucho tiempo se pensó que el beso blanco era una buena opción para tener sexo “seguro”, pero múltiples expertos aseguran que hacerlo tiene riesgos similares a los de tener relaciones sin protección alguna.

A través del semen es posible contraer múltiples enfermedades de transmisión sexual. La peor parte es que ahora hay una nueva y peligrosa versión para esta práctica y se trata de pasarse el semen entre la pareja con un beso: el beso blanco.

¿Qué es el beso blanco?
Es la acción de recibir el semen del hombre en la boca y después trasladárselo a la suya por medio de un beso francés. Esta acción ha ganado popularidad gracias a que en Internet muestra esta práctica en todos los sitios pornográficos con total libertad.

Este intercambio de fluidos a través de la lengua ha llamado la atención de la población más joven; una situación muy preocupante porque, de acuerdo con distintos reportes, la actividad es demasiado riesgosa y casi nadie lo sabe.

Comencemos por entender que el sexo oral sin preservativo no es ninguna práctica segura. Cualquier contacto entre los órganos sexuales, fluidos corporales (secreción vaginal y semen) y la sangre, puede resultar en el contagio de herpes, sífils o SIDA.

¿Cuáles son los riesgos?
De acuerdo con los expertos, depende de la actividad y responsabilidad sexual de cada una de las personas que lo practiquen así como de su salud bucal. Es decir, si en la boca existen heridas expuestas o recientes, es más probable que haya peligro de infección.

Supongamos que un hombre sano y su pareja (quien desconoce tener una enfermedad de trasmisión sexual – ETS) practican el beso blanco. Aunque él no la penetre, si ella tiene alguna lesión que sangre dentro de su boca, el contacto entre su pene y la herida abre la posibilidad de contraer el mismo virus.

En otro escenario, si él tiene sexo vaginal con ella y decide terminar en su boca es probable que el pene porte fluidos vaginales, así que al compartir todos estos mediante un beso él queda igual de expuesto.

¿Se pueden reducir los riesgos?
Realizar sexo oral con condones de sabor es la mejor opción, más si se trata de alguien con distintas parejas sexuales. También existen otras opciones para las mujeres, como el condón femenino; no obstante, el mejor escudo es tener criterio para decidir qué, cómo y con quien hacerlo.

Se recomienda una revisión discreta del órgano de la otra persona para ver si no existe alguna anomalía, y se aconseja no tener contacto sexual durante el periodo menstrual.

A la mayoría de los hombres les parece excitante la idea de dar un beso blanco, pero para llegar al éxtasis no es necesario hacerlo. Durante mucho tiempo se pensó que este intercambio de fluidos no traía consecuencias, pero sólo es menos peligroso que el coito cuando se trata del contagio de una enfermedad de transmisión sexual.

Es necesario conocer a la persona con la que tienes relaciones sexuales para saber cuál es el riesgo que corres de contagiarte, sólo al tener la seguridad de que todo está en orden podrás disfrutar de tu sexualidad plenamente.

COMENTARIOS

WORDPRESS: 0
DISQUS: