Mitos sobre las vacunas COVID-19 | Impacto!

Mitos sobre las vacunas COVID-19

Mitos sobre las vacunas COVID-19

COVID-19

Mientras más lees sobre las vacunas COVID-19 en redes sociales, es importante destacar que no toda la información disponible en la red es certera. En particular, ten cuidado en creerte todos los encabezados y opiniones personales que no están necesariamente basados en fuentes fidedignas de información. 

Y lo más importante es que actualmente hay una gran desinformación circulando sobre las vacunas COVID-19. Pero no te preocupes porque aquí te damos las explicaciones certeras que necesitas para desenmascarar siete de las principales informaciones falsas que circulan sobre las vacunas

Mito # 1
La vacuna afecta mi DNA
¿Por qué es falso?: El material genético en las vacunas COVID-19 no interfieren de ninguna manera, ni son capaces de cambiar tu DNA en lo absoluto.

Mito #2
La vacuna se desarrolló tan rápido que no puede ser segura
¿Por qué es falso?: Las vacunas disponibles han sido sometidas a estrictas pruebas y revisiones externas. Estas vacunas pueden parecer nuevas, pero hay décadas de investigación detrás de ellas.

Mito #3
La vacuna me puede dar COVID-19
¿Por qué es falso?: Los leves efectos secundarios asociados a las vacunas son precisamente las señales de que tu cuerpo está construyendo la inmunidad contra el virus. Estas vacunas de ninguna manera pueden causar COVID-19.

Mito #4
La vacuna COVID-19 puede afectar mi fertilidad
¿Por qué es falso?: No hay ninguna evidencia científica que sugiera que estas vacunas supongan un riesgo a una persona embarazada o que quiera quedar embarazada.

Mito #5
No necesito vacunarme porque a mí ya me dio COVID-19
¿Por qué es falso?: Puedes tener algún nivel de inmunidad después de haber padecido COVID-19 pero no se sabe aún por cuanto tiempo dura esta protección.

Mito #6
No necesito vacunarme porque soy joven y saludable
¿Por qué es falso?: Incluso un COVID-19 leve o moderado causa síntomas muy incómodos, dolor y efectos prolongados. Además, aquellos que son jóvenes y saludables deben vacunarse para obtener la inmunidad comunitaria necesaria que nos permita poder volver a nuestras vidas cotidianas.

Mito #7
No necesito usar un cubrebocas después de vacunarme
¿Por qué es falso?: Hasta no alcanzar la inmunidad colectiva, el uso del cubrebocas y el distanciamiento social, continuarán siendo medidas de seguridad fundamentales.

#Ubicado en el Centro Médico de Texas, el Hospital Houston Methodist es considerado desde hace 9 años consecutivos como el número uno en el estado de Texas y en la ciudad de Houston por la prestigiosa revista U.S. News & World Report (2012-2020). En 2021, la revista Newsweek incluyó al Houston Methodist dentro de la lista de los 100 mejores hospitales a nivel mundial.

COMENTARIOS