Cómo lograr un orgasmo de senos | Impacto!

Cómo lograr un orgasmo de senos

Cómo lograr un orgasmo de senos

Descubre otras formas de placer más allá de la penetración.

No solo se trata de coito, un encuentro sexual alerta todos nuestros sentidos.

Sin duda, el sexo es uno de los placeres de la vida y tenemos derecho de vivirlo a plenitud. Sin embargo, para la mayoría de las personas, el sexo no representa su mayor placer, tanto así que no le dan tiempo a una buena faena con todo y sus bailes, ya que de una vez van a lo que van: al coito, olvidando que hay otras maneras de disfrutarlo.

El sexo es un estimulador de cinco sentidos: placer, entrega, caricias, coqueteo, respiración.

Son muchas las partes de nuestro cuerpo que podrían darnos placer y llevarnos al clímax  únicamente por medio del tacto. “Todos somos grandes órganos sexuales caminando por la calle –explica la sexóloga brasileña Flavia Dos Santos–. Tenemos más de 600.000 ramificaciones nerviosas. Todo nuestro cuerpo responde al tacto y al estímulo. Existen muchas personas que sienten placer cuando les estimulan los codos, otras las rodillas, la espalda o las orejas. La clave está en que cada uno explore y descubra esos puntos para disfrutarlos”. Es decir, no existen zonas erógenas universales, pero existen algunas que son más comunes que otras.

Orgasmo de senos
Los senos están conectados con el útero, por tanto, los movimientos de succión en los pechos lo estimulan, algo muy  importante para alcanzar el orgasmo. Estas son algunas de las recomendaciones:

– Con la punta de la nariz y la lengua, acariciar suavemente desde la clavícula hasta las axilas, cubriendo el borde de los senos sin llegar aún a ellos.
– Con la yema de los dedos, recorrer la extensión de los pechos en pleno.
– Utilizar los pulgares para estimular los pezones.
– Succionar, chupar, lamer y disfrutar.

Sexo oral, el mejor placer
El sexo oral es la técnica garantizada para alcanzar un verdadero orgasmo:

– Iniciar con juegos previos para lograr lubricar la vagina y que el clítoris aumente de tamaño.
– Acariciar con la lengua los labios interiores de la vagina hasta llegar al clítoris y concentrarse allí.
– Presionar y elevar el clítoris con una velocidad que aumenta y disminuye, y con el apoyo de la lengua y los dedos.

Para los hombres:

– Estimular con toqueteos los testículos. Con la lengua, subir por el tronco del pene en espiral hasta el glande y succionar un poco.
– Introducir el pene en la boca con suavidad, a la vez que el tronco se estimula con la mano. Dejar entrar hasta donde alcance.
– Dejar que la imaginación guíe. Lamer, chupar y succionar todo a su debido tiempo y a diferentes velocidades.

También hay placer en las orejas
Son muy sensibles. Están llenas de terminaciones nerviosas que se activan con el roce de los labios y la lengua, especialmente la parte trasera y el lóbulo:

– Con la punta de la lengua tocar el lóbulo de la oreja. Alternar con ligeros apretones de los labios o leves mordidas.
– Lamer suavemente todo el pabellón y regresar al lóbulo. Una vez ahí, succione un poco con los labios.
– Si quiere, puede ingresar la lengua dentro de la oreja y hacer pequeños círculos con ella. Al tiempo podemos susurrar lo que queramos y dejar escuchar nuestra respiración.

Clitage, excitante
El clitage es un roce externo entre los genitales. Básicamente es la simulación de un coito y se puede hacer de varias formas:

– La mujer con la mano manipula el pene y con la punta roza la entrada de la vagina con movimientos circulares, lentos o rápidos, que rocen el clítoris.
– También con los testículos se puede rozar la vulva. Es un tipo de juego de estimulación mutua sin penetración pero muy cercana a ella.

Hay mil y una formas de disfrutar del sexo sin penetración. La masturbación mutua también es una gran aliada para llegar al orgasmo. También los besos en diferentes partes del cuerpo: con la boca se puede soplar, morder, besar, succionar. Todo esto puede generar tanto placer como la misma penetración.

Tal vez te interese leer…

¿Por qué su meta es que llegues al orgasmo?

COMENTARIOS